16 abril 2010

La decisión (minicuento)


Era un ratón viejo y solitario vagabundeando por el gran almacén. Ya sólo él quedaba. La soledad lo iba deprimiendo poco a poco. Se acercó hasta la trampa y de un salto activó la ratonera. El vigilante oyó el ruido seco del artefacto... y continuó tomando su café.

Juan Centeno
León/abril 14 de 2010