22 septiembre 2014

DEPRESION



Llega sin avisar
vestida de mujer
alta y desnuda.
Se acerca despacio
y besa mis labios
para seducirme.
La siento dentro de mí,
recorre todos mis espacios
amándome…
y en el momento
en que me olvido del mundo
me clava dulcemente
sus dos largos afilados cuchillos
en mi espalda.

JC/León/Sept/2014




1 comentario:

Gustavo Delgado dijo...

Un poema realista. Con aparentes tonadas de machismo. Pero si lo escribiera una mujer, es probable que la Depresión la transfigure en hombre.
Los dos enfoques convergen: LA DEPRESIÓN ES TRAICIONERA.